La PF dejó volar, en helicóptero, 8.6 millones de dólares

La Policía Federal se vio generosa con la firma estadunidense Sikorsky al pagarle 8.6 millones de dólares por el mantenimiento de la flota de helicópteros Black Hawk, que no se realizó conforme al contrato firmado. En este entramado estuvieron implicados personajes cercanos al titular de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

228417-148735c9e74e980c7_pf-5085111208-ssp-em-10-f-1024x683.jpg

La Policía Federal (PF) pagó 8 millones 600 mil dólares a la estadunidense Sikorsky International Operations Inc. por el mantenimiento de su flota de helicópteros Black Hawk, pese a las quejas dentro de la propia corporación por el incumplimiento del contrato.

Esas quejas fueron reportadas a la Secretaría de la Función Pública (SFP), pero a unas semanas de la renuncia del entonces titular, Virgilio Andrade, el Órgano Interno de la PF decidió en mayo pasado archivar el expediente y avalar el servicio de la compañía con sede en Connecticut, Estados Unidos.

Sikorsky, que opera como subsidiaria de Lockheed Martin Corporation, fabrica helicópteros de combate y de vigilancia marítima, incluidos los Black Hawk, utilizados en México también por las Fuerzas Armadas.

El contrato fue firmado por la secretaria general de la PF, la comisaria general Frida Martínez Zamora, quien cumple las funciones de oficial mayor en la corporación y ha sido cercana colaboradora del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, desde la década pasada en el gobierno de Hidalgo.

Como contraparte, el contrato fue firmado el 21 de junio de 2015 por el representante legal de la empresa estadunidense en México, Ricardo Cancino Sánchez, experto en derecho aeronáutico y socio fundador del despacho Cancino Ayuso Abogados.
El contrato, registrado con el número SEGOB/PF/SG/CSG/DGRM/C046/2015, tuvo un costo de 8 millones 600 mil dólares para el erario, aunque se había considerado un mínimo de 3 millones 440 mil dólares.

El propósito fue dar mantenimiento integral, preventivo, correctivo y programado, así como reparación y suministro de partes, componentes, equipo y herramienta especial para los 13 Black Hawk marca Sikorsky que forman parte de la flota aérea de la PF.

De ellos, siete son del modelo S-70A y seis del tipo UH-60M. Ambos son de combate. En el caso de los últimos, se trata de los aparatos entregados por Estados Unidos el sexenio pasado como parte de la Iniciativa Mérida para acciones contra el narcotráfico.

De acuerdo con la denuncia presentada ante la SFP, la Coordinación de Operaciones Aéreas de la Policía Federal –encargada del cumplimiento del contrato y al mando del coronel retirado de la Fuerza Aérea Mexicana, comisario general Urbano Fernández Núñez–, modificó junto con Sikorsky las cotizaciones que ésta presentó inicialmente, en las que se comprometió a fechas de entrega anteriores al 23 de diciembre pasado, una semana antes de que concluyera el convenio…

Fragmento del reportaje que se publica en la edición 2074 de la revista Proceso, ya en circulación.

 

 

Por

Proceso: http://www.proceso.com.mx/449275/la-pf-dejo-volar-en-helicoptero-8-6-millones-dolares

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s